lunes, 27 de julio de 2009

No estaba muerta, andaba de parranda...

Ya que en este blog nos desgañitamos escribiendo (que mas podiamos hacer) durante la alerta de la gripa ex-porcina, no podemos dejar pasar estas dos noticias... que parecen decirnos que el tiempo d ereclusion forzada posterior a semana santa solo fue posponer el desastre:

1. México no tiene recursos para afrontar una nueva oleada de la gripe A(H1N1)

La Comisión de Salud del Congreso mexicano ha advertido de que el país no está preparado para afrontar un nuevo brote del virus A(H1N1) porque la mayoría de los estados no cuenta con los recursos suficientes para enfrentar una oleada de contagios masivos. Tal es así que como ha apuntado Lorena Martínez, secretaria de la Comisión de Salud del Parlamento, “la Secretaría de Salud no ha establecido un mecanismo de atención de la epidemia en todas las regiones del país”.

Las autoridades sanitarias confirmaron la pasada semana una segunda oleada de nueva gripe que contagió a 632 personas y dejó 10 muertos en apenas cuatro días, siendo la región sur del país la zona más afectada. Una situación ante la cual debe cuestionarse, como indicó Martínez, que “las autoridades nacionales no hayan asignado más recursos a los gobiernos locales que actualmente afrontan un déficit presupuestario que dejó el primer brote, que ya contagió a más de 15.300 personas y se cobró la vida de otras 139”.

Por su parte, el secretario de Salud, José Ángel Córdova, ha alertado de que este nuevo brote del virus A/H1N1 “puede irse como la lumbre en la gasolina y extenderse muy rápido en todo el país como ha pasado en los estados de Yucatán y de Chiapas”.

Y es que como ha aclarado Córdova, esta segunda oleada “se originó porque algunas regiones del país confiaron en que la gripe A(H1N1) ya estaba mermando y comenzaron a relajar las medidas sanitarias y procedieron a suspender los controles, especialmente en las escuelas”. Todo ello teniendo en cuenta que, además, no debe descartarse que “en México se puedan producir otras dos oleadas del virus A/H1N1 antes de finales de año. Normalmente está descrito que son tres, y que tenemos una segunda que se puede estabilizar, y que al final del año, tendríamos la otra”.

Tomado de: JANO


2. EE.UU. supera los 300 muertos por gripe A(H1N1) y deja de contar las víctimas

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos ha suspendido el recuento oficial de víctimas por gripe A(H1N1) tras superarse la cifra de 300 fallecidos (302, según los últimos datos) y 43.771 casos confirmados de infección por el virus A/H1N1.

En este sentido, expertos sanitarios de la administración estadounidense han afirmado que “el virus está demasiado extendido y los médicos sólo pueden comprobar una fracción determinada de los casos sospechosos”.

Además, los test para la detección del virus de la gripe A(H1N1) “son costosos y poco fiables y la confirmación es dificultosa”. Por ello, los funcionarios del sistema sanitario estadounidense trabajan ahora con los laboratorios para evaluar y crear una vacuna para que pueda administrarse junto con la inmunización para la gripe estacional.






___________________________________________






Y por si fuera poco, si te salvas de la AH1N1, el mar acapulqueño no perdona a chilangos...






Debido al fuerte oleaje ocasionado por la contracorriente marina ecuatorial, el Consejo Estatal de Seguridad Pública de Guerrero acordó restringir el acceso a las playas de este puerto y ambas costas del estado, por lo que se colocarán mantas y banderas preventivas de advertencia a los vacacionistas sobre el peligro que representa nadar.Y es que, en dos días, seis personas han muerto ahogadas en playas de Acapulco y Costa Grande del estado, al ser arrastradas por una fuerte ola de más de tres metros de altura.El secretario del Consejo Técnico de Seguridad Pública estatal, Arturo Lima Gómez, en conferencia de prensa dio a conocer que un helicóptero de la policía estatal vigilará vía área las playas haciendo recorridos constantes, además de que cuatro accesos a las playas se cerrarán debido a lo peligroso que resulta el fuerte oleaje.Mencionó que entre los accesos que se cerrarán debido a que las olas han destruido la franja de arena, uno se encuentra a un costado del Hotel Calinda, así como Plaza Francia y el acceso al Cici.Dio a conocer que las banderas y mantas preventivas de advertencia se colocarán en las distintas playas Acapulco y de la Costa Grande y Chica del estado, donde exista mayor riesgo de nadar por la contracorriente marina ecuatorial.Explicó que en el caso de Acapulco desde el Hotel Avalon a la base naval, y hasta barra vieja, al igual que Pie de la Cuesta, estarán ubicados los mensajes y banderines con los que se advierte la peligrosidad que representan las marejadas, las cuales se derivan de este fenómeno natural.Detalló que de las playas del asta bandera hasta Caleta, el banderín que se colocará es amarillo y en las partes de las playas de marea alta como Condesa, Calinda y playas de la zona Diamante donde el mar es abierto, así como en playas de Costa Grande y Costa Chica, se colocarán banderas rojas.Lima Gómez agregó que las medidas de prevención se harán en los accesos a las playas donde hay más riesgo, para que los turistas tomen las precauciones correspondientes para salvaguardar su integridad.Dijo que en el marco del reforzamiento de la seguridad se efectúo la sectorización por responsabilidades de la policía estatal, municipal y Protección Civil, así como la ubicación de los salvavidas, y se determinó qué autoridades estarán ubicadas en los accesos a las playas para formar parte de la prevención.Durante la sesión a la que asistieron autoridades de Protección Civil y Seguridad Pública de estas regiones, las autoridades de los tres niveles de gobierno que integran el Consejo Estatal de Seguridad Pública señalaron que no se tiene definido el tiempo que permanecerá la alerta por la contracorriente.Por su parte, la subsecretaria de Protección Civil, Nubia Sayago, dijo que reforzarán la información a los bañistas para extenderla a hoteleros y restauranteros, debido a que son quienes tienen mayor contacto con los turistas, para alertarlos de la peligrosidad que representa el fenómeno natural.“Nosotros consideramos que algunas playas deben ser consideradas con bandera roja y hay que tener mucha precaución. Pero tenemos que ver cómo irá evolucionando el fenómeno porque no es tan fácil pronosticar si va a reducirse o si se va a agravar”, mencionó.



______________________



REGRESA NUESTRA GUSTADA SECCION "EL LADO AMABLE"








Publicar un comentario